Perspectiva sobre la economía valenciana (Cristina Muñoz, Paraula)

Perspectiva sobre la economía valenciana (Cristina Muñoz, Paraula)

Noticia publicada el

La economía valenciana, al igual que las del resto del mundo, ha sufrido en los dos últimos años y medio un fuerte revés. Una pandemia que además de llevarse a muchos seres queridos, nos encerró a todos en nuestras casas y redujo drásticamente la actividad económica.

Un hecho que afectó en mayor medida a aquellas economías que, como la valenciana, tienen una alta dependencia del sector turístico. Hace algo más de seis meses una guerra que ha cambiado la vida de muchas personas. Lo peor son las muertes que se podían haber evitado, pero además ha tenido unas consecuencias económicas que están afectado a la economía a nivel mundial.

La economía valenciana no es ajena a estos acontecimientos. El sector turístico parece que se recupera, la personas tienen ganas de viajar y, pese a las dificultades económicas, parece que lo van a seguir haciendo (siempre que el covid lo permita). Algunas medidas llevadas a cabo por el Gobierno valenciano, como el “bono viaje”, han intentado ayudar a la recuperación del sector. La última medida anunciada de reducción de impuestos para rentas inferiores a 60.000 € puede ayudar a las familias a sobrellevar, aunque no a compensar, las nefastas consecuencias que las subidas de precios están teniendo sobre el poder adquisitivo de las familias valencianas.

Los precios de los recursos energéticos ya habían comenzado a subir antes de la guerra de Ucrania, pero esta ha agudizado los efectos negativos sobre la cesta de la compra. Todas las industrias intensivas en energía han visto aumentar sus costes de producción. La industria cerámica castellonense se ha visto fuertemente afectada. El sector de distribución ha visto incrementar sus costes, y se han trasladado a los precios. El sector agrícola valenciano también ha visto incrementar sus costes de producción, teniendo que asumir en este caso estas subidas.

No todo son malas noticias

Las perspectivas no son muy alentadoras. Las medidas adoptadas para intentar contener la inflación, como la reducción en el precio del transporte público o incluso su gratuidad, la reducción del IVA de la electricidad y del gas, no parece que vayan a ser suficientes. Si la escalada de los precios de la energía continúa seguiremos con unos niveles de inflación elevados. Las medidas de contención por parte del Banco Central Europeo serán subidas de tipos de interés, que harán aumentar las cuotas de las hipotecas que pagan una gran cantidad de familias, a las que les resultará cada día más difícil llegar a fin de mes. Pero, no todo son malas noticias: la nueva fábrica de baterías para coches eléctricos, que el grupo Volkswagen instalará en Sagunto, la ampliación del puerto de Valencia, si finalmente se lleva a cabo, podría activar la economía valenciana. Todo dependerá de la capacidad de adaptación y respuesta que tengamos.

Cristina Muñoz es profesora de la Facultad de Ciencias Jurídicas, Económicas y Sociales.

Documents to download

Calendario

«diciembre de 2022»
lu.ma.mi.ju.vi.sá.do.
2829301234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930311
2345678

Opinión